Algunas de la alertas e intoxicaciones alimentarias están relacionadas con la logística. Además el sector agroalimentario en España es uno de los activos más importantes a nivel nacional. Estos dos hechos justifican que la elección de buenos profesionales que controlen todo el proceso y garanticen la inocuidad de los alimentos y materias transportadas, a lo largo de toda la cadena de suministro, sea esencial ya que está en juego la salud de las personas.

Visión de conjunto

Una compañía logística que va a trabajar con el sector alimentario debe tener una gran visión de conjunto de la logística. Algo así como “un sexto sentido” para dejar atrás una visión direccional y alcanzar una visión de 360 grados. Debe ampliar la visión logística a toda la cadena de suministro y contar con los requisitos y certificaciones de la industria alimentaria. Y por su puesto, el registro sanitario apropiado al transporte y almacenamiento de mercancías alimentarias.

Trazabilidad

La trazabilidad en este sector es primordial y también en la logística. Este término, que se define como el seguimiento que se hace de los alimentos desde su origen hasta el consumidor final, tiene el objetivo, en primer lugar de informar al consumidor. Pero lo más relevante es que, con los datos del origen de los alimentos, el lugar por el que han pasado, los días que ello ha supuesto, las industrias o almacenes a los que han estado expuestos, se cuenta con una información para , en el caso de surgir cualquier peligro, actuar rápidamente.

Cerificaciones

Una compañía logística que va a realizar el transporte o almacenaje de alimentos o materias primas debe contar con una cualificada certificación en el control de alérgenos. Si es esencial la rigurosidad en el transporte alimentario y que no se trasladen productos que puedan contaminar otros transportados posteriormente, todavía lo es más con el control de alérgenos. En estos casos el cuidado ha de ser máximo y extremo. La separación en vehículos y en el almacenamiento es de vital importancia. De modo, que no sean posibles los fallos durante el almacenamiento y el stock.

Mantenimiento de la cadena de frío

Para las condiciones organolépticas y perfecto estado de los alimentos, bien sean procesados o no, otro de los requisitos que debes exigir a tu proveedor logístico es el riguroso mantenimiento de la cadena de frio. Con vehículos perfectamente acondicionados a tal efecto y almacenes provistos de las condiciones atmosféricas necesarias para dar un servicio óptimo, así como cámaras frigoríficas isotérmicas.

Controles informatizados

Y ante todo, exige controles informatizados de tu mercancía para que puedas conocer al instante el lugar y el estado en el que se encuentra la misma. Mediante sistemas ERP, RFID y control de lectura de códigos de barras. La logística 4.0 ha llegado para quedarse y es una ventaja competitiva que también repercute en este tipo de productos.

Desde Milestone Logistics, aportamos las soluciones más eficaces para el transporte terrestre, marítimo y aéreo de sus mercancías, cumpliendo con todos los requisitos legales y aduaneros para asegurar que su carga llegue a destino en las condiciones más óptimas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies